Inervación del esófago

Última actualización el 15/12/2019

0

Introducción

 El esófago es un órgano con una compleja y rica inervación que depende de: I.- Una inervación  extrínseca  que posee  3  componentes :   1)   Una inervación  central - Controla la musculatura estriada del esófago a partir del centro bulbar de la deglución. Las neuronas procedentes del núcleo ambiguo discurren por las fibras del nervio vago  y se distribuyen por las fibras estriadas del esófago (cervical y torácico superior) mediante los nervios laríngeos.-  ;  2) Una  inervación del  sistema nervioso autónomo simpático  - los nervios de origen simpático están relacionados con el centro primario de la médula espinal situado de T2 a T7, y hacen relevo en los ganglios del grupo vertebral o tronco simpático  (cadena simpático cervical ,  cadena simpático torácica    ) y  en el plexo celíaco .; 3) Una  del  sistema nervioso autónomo parasimpática   - es   el  componente  cuantitativamente más importante-  Proviene de los dos nervios neumogástricos, que se disocian en un plexo vagal periesofágico al nivel del tercio medio torácico y después se reconstituyen en un tronco vagal anterior y posterior. Ambos troncos siguen al esófago torácico en su trayecto inferior y atraviesan el diafragma con él. ; II.- una  inervación  intríseca  constituida por  dos plexos 1) los plexos de Meissner en la submucosa, cuya función es sobre todo sensitiva; 2)  los plexos de Auerbach, entre las capas longitudinal y circular de la muscular, con una función motriz. Estos plexos forman redes de células ganglionares multipolares y reciben los axones provenientes de los nervios vagos. Las fibras posganglionares de estos plexos inervan las células musculares lisas y controlan el peristaltismo de la parte distal del esófago. La ausencia de estos plexos mientéricos en el esófago inferior constituye la lesión inicial de la acalasia.

 Figura  1.  Inervación  del    esófago   (  modificado  de   1) Las aferencias esofágicas llegan al sistema nervioso central vehiculadas por el sistema nervioso autónomo, tanto por el  sistema simpático   ( las fibras  aferentes  pasan por  los ganglios del grupo vertebral o tronco simpático  -cadena simpático cervical ,  cadena simpático torácica   - o por  el plexo celíaco  según   procedencia )  como por el sistema parasimpático  (nervio vago) , siendo este último cuantitativamente más importante. Las aferencias simpáticas, van a la cadena ganglionar torácica y desde aquí alcanzan la médula. Las vagales, tienen el núcleo neuronal en el ganglio vagal inferior (ganglio nodoso) y de ahí parten al núcleo del tracto solitario. El sistema nervioso autónomo a nivel esofágico tiene amplias interconexiones a distintos niveles, desde el esófago cervical al intraabdominal permitiendo la integración de la deglución. Las eferencias motoras esofágicas son conducidas por el nervio vago. Tanto las destinadas a la musculatura lisa como a la estriada son terminaciones nerviosas colinérgicas.   La inervación intrínseca del esófago está constituida por dos plexos nerviosos: plexo de Auerbach y plexo de Meissner. Estos plexos están constituidos por dos redes neuronales una excitatoria de tipo colinérgico, responsable de la contracción del músculo; y otra inhibitoria, de tipo nitrinérgico, mediada por óxido nítrico, responsable de la relajación del músculo.  Función : El esófago es un conducto musculoso, que permite y contribuye al paso de los alimentos. 

Es interesante  reseñar  que  la motilidad esofágica está controlada principalmente por el  nervio vago .   Como  este nervio  da  también muchas ramas anteriores con destino bronquial y pulmonar  durante una esofagectomía se intenta  evitar la  sección de las ramas respiratorias para  evitar  el riesgo de complicaciones pulmonares inflamatorias postoperatorias 2  , lo cual probablemente sea más fácil por vía toracoscópica  3

Última actualización el 15/12/2019

Imprimir

Comentarios

No hay comentarios

Añadir comentario

Créditos